Consejos sencillos para ahorrar en la factura de la luz

El precio de la luz se ha disparado durante los últimos meses. El precio del Kw/h ha llegado a estar en algún momento por encima de los 300 euros y esto supone un verdadero quebradero de cabeza para familias y negocios que han visto incrementada su factura en un porcentaje bastante elevado.

Si a esto le sumamos que la pandemia ha disparado el teletrabajo no queda otro remedio que intentar adaptarnos y cambiar determinados hábitos y elementos que ayuden a que no paguemos una factura astronómica a fin de mes.

Si os apetece seguir leyendo hoy os mostramos una serie de consejos con los que podréis ahorraros bastante dinero en el pago de la luz.

AJUSTA TU POTENCIA CONTRATADA AL MÍNIMO NECESARIO.

La potencia supone un gasto fijo que se paga independientemente del consumo, por lo tanto cuanto menor sea la potencia contratada (siempre dentro de los parámetros de seguridad) menor será este cargo.

La potencia contratada dependerá principalmente de la cantidad de electrodomésticos que se tengan conectados, por lo tanto lo primero que hay que hacer es valorar qué electrodomésticos necesitas y cuáles no.

En este punto has de saber, por lo general, que las compañías sólo permiten un cambio de potencia gratuito al año, así que primer consejo, pensar bien antes de actuar.

ELIGE LA TARIFA QUE MAS TE CONVENGA.

Las diferentes compañías ofrecen varios tipos de contrato, generalmente por franjas horarias. Es importante que elijas la tarifa que mejor se adapte a tu estilo de vida, prestando atención a los descuentos, permanencias o tipo de residencia.

A partir de aquí sólo hay que adaptar nuestras costumbres a los horarios más baratos

ahorro de energía

CONTAR CON UNA VIVIENDA EFICIENTE.

Evidentemente una vivienda eficiente consigue un ahorro energético importante. La calidad de los cerramientos, de las ventanas, la orientación… todo ello hace que el gasto disminuya.

Si la vivienda no cuenta con un certificado energético favorable (esto ocurre en viviendas antiguas sin reformar) siempre puedes hacer una pequeña inversión cambiando los electrodomésticos por otros de tarjeta energética A que conseguirán una reducción importante en el consumo y un menor impacto ambiental.

EVITA EL CONSUMO SILENCIOSO.

¿Sabes que cualquier aparato enchufado a la red eléctrica está gastando aunque se encuentre apagado?

Con un sencillo gesto como es desenchufar los dispositivos que no estés utilizando, o eliminar los “stand by” de aparatos como la televisión puedes ahorrar hasta un 10% en tu factura.

UTILIZA BOMBILLAS DE LED.

Las lámparas de led iluminan igual que las bombillas normales, sin embargo, el gasto en bastante menor. Piensa en el tiempo que tienes encendida alguna bombilla de tu casa durante el día y multiplícalo por los días de un año. Verás que el consumo se reduce drásticamente.

bombillas led

ATENCIÓN A LAS TEMPERATURAS DE CONFORT.

Las temperaturas ideales para tu hogar o negocio se encuentran entre los 19º – 21º en invierno y los 24º – 26º en verano. Subir la temperatura en invierno o reducirla en verano incrementa el trabajo del sistema de calefacción o aire acondicionado y los consumos se disparan ya que estamos hablando de uno de los elementos que más electricidad consume.

Lo mismo sirve para calderas de gas cuyo precio tampoco es barato.

temperatura de confort

Prueba a seguir estos consejos y te aseguramos que tu factura se verá reducida en su importe, no obstante si necesitas ayuda con la eficiencia energética de tu hogar, o incluso no depender de las empresas suministradoras tradicionales, en ADC Energético estaremos encantados de ayudarte.

Categorias
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin